Algunos de los más bellos, productivos y diversos ecosistemas del planeta están localizados en las zonas costeras. Estuarios, bosques costeros, zonas húmedas, arrecifes barrera, praderas de fanerógamas…, todos ellos desarrollan innumerables funciones ecológicas y proporcionan un buen número de bienes y servicios a las poblaciones humanas.

Sin embargo, las costas sufren en la actualidad una presión sin precedentes en la historia del planeta debido al incremento sustancial de la población humana y su aglomeración en este delicado sistema de interfase, tendencia que difícilmente va a reducirse en breve. La intensidad de esta presión amenaza fuertemente la integridad y sostenibilidad de los sistemas naturales costeros, y con ello, las funciones que estos desarrollan y los servicios que nos prestan.

Es por ello que es necesario cambiar la forma tradicional en la cual hemos venido gestionando y transformando estos espacios.

Rafael Sardà (2009)

Visiteu la pàgina web sobre la Gestió del sistema Litoral!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *